Thursday, March 23, 2017

ALGUNAS NOTAS

1.En la cola de un estanco, rodeado de dos prostitutas, un inmigrante árabe y una anciana airada descubro la lamentable evidencia: fumar es hoy cosa de marginados. Qué lejos queda aquel tiempo en que el tabaco creaba estilo y las vampiresas desplegaban tras el humo su poder de seducción. Ahora enciendes un pitillo como pidiendo perdón, sabedor de que los demás te ven como un tipo con problemas. 

2. El psicoanálisis sólo tiene a mis ojos un problema, pero ese problema lo intoxica todo: me aburre espantosamente hablar de mí mismo, mis contradicciones son un coñazo que difícilmente podrían interesar a nadie puesto que ni siquiera a mí me interesan. 

3. La sexualidad femenina continúa siendo inquietante para el orden establecido -también en el mundo desarrollado- porque una mujer libre desata temores que habitan en lo más profundo de la fibra moral que fundó las civilizaciones. 

4. Nos asaltan las televisiones con imágenes de reyertas de papás en partidos de fútbol infantiles. Comparto el sentimiento reprobatorio, pero ¿soy el único que se percata de que lo convertimos todo en espectáculo? 

5. Un profesor es agredido en el Centro donde trabajo por un alumno disconforme con su nota. Lo que debería ser un escándalo mayúsculo se silencia de forma vergonzante. Entiendo a las mujeres maltratadas que se sienten abandonadas y llegan incluso a sentirse culpables por algo de lo que sólo son víctimas. Un perturbado nos pega un puñetazo y de inmediato se desatan las presiones para que lo olvidemos. Después nos quejamos de que la sociedad no nos respeta. 

5. "¿A qué olía Hitler?", reza el titular. Y en el subtítulo se indica que "empezó a oler muy mal desde Stalingrado". Lo publica El País, diario que durante décadas consideré modélico. "¿Por qué no investigan si tenía la polla grande o pequeña?", proclamo a voz en grito. "Ya lo han hecho", contesta un compañero historiógrafo. Vaya por Dios. 

6. Llega a España la selección de Israel y proliferan las críticas. Ciertamente los jugadores no tienen ninguna culpa de la situación de Palestina. Pero me hastía esa moralina empeñada en que no mezclemos fútbol y política. Hasta hace un cuarto de siglo Sudáfrica no competía en mundiales y olimpiadas por el Apartheid. Conviene no olvidarlo.

7. Dos chicas lesbianas se besan sin temores en el hall del Instituto donde trabajo. Curiosamente es la única pareja que lo hace. Cuando yo estudiaba eran comunes las demostraciones de afecto entre enamorados. ¿Es que ya sólo se aman los homosexuales?  

8. Un tipo que ni siquiera estaba vinculado a células terroristas asesina a cuatro personas en el puente de Westminster. Se ha vuelto frecuente este fenómeno: un bárbaro que dice actuar en nombre de Alá se suicida llevándose por delante a unos cuantos infortunados y el Estado Islámico reivindica el atentado. No veo gran diferencia con esos lunáticos que sacan una recortada en una ciudad de EEUU y disparan contra la multitud hasta que son abatidos por la policía. No hay manera de defendernos contra eso. Sólo podemos empecinarnos en que el miedo no nos paralice. Pero no soy optimista, todo esto trae más Le Pen, más xenofobia, más Trump, más inocentes acosados, más chantaje de la seguridad, más Brexit, menos democracia... 

9. Se habla de un "terrorismo de franquicia". Yo hablaría más bien de "terrorismo por metástasis". Las franquicias controlan a sus franquiciados y les suministran la lógica y el utillaje productivo. Esto es otra cosa, son reacciones diseminadas e imprevisibles que imitan la mecánica del tumor original. 

10. El empeño de Artur Mas en presentarse ante el mundo como un Nelson Mandela me genera una indefinible mezcla de irritación y compasión. 


4 comments:

Mrs. So said...

Un resumen certero, conciso y contundente de la realidad de nuestros días.
Feliz domingo, David.

Anonymous said...

Gracias a este blog he podido conocer que es usted una de los/las valientes que se han decantado por la enseñanza en secundaria y bachillerato. He leído en su blog que busca consejos... El Sr D. Montesinos puede darle unos cuantos que sin duda le serán de gran valía.

A nivel personal solo puedo desearle suerte, puesto me parece es el 80% que marca la diferencia. El restante 20% creo se reparte entre si dará clases en una escuela concertada o pública, si es una persona dada a acatar las normas o partirse la cara por una dotación económica o línea docente...

Mi conclusión es que se vive mejor dando clases en la universidad (teniendo en cuenta aquello que dice sobre las dudas de los adolescentes en S/B) aunque se gana menos y se trabaja el triple. A cambio se puede espolear políticamente a discreción, cosa que no le permitirán en S/B.

Le deseo mucha suerte. Sobre todo, no se marque un plan, sus alumnos tienen derecho a saber que las cosas van sobre la marcha al igual que sus vidas, sus circunstancias.

Un saludo Mr.So


MA

Anonymous said...

Otra cosa; No le dé tanto jabón al señor David porque tiene tendencia a tratar a todos sus contertulios como alumnos. Como se cosque de que le hace la rosca la mandará al purgatorio.

Mire... por ejemplo en el punto 1; deja ver cuán miserable es no estar en línea con la doctrina oficial (esa que afea fumar pero recauda 20.000 millones de euros al año por la venta de tabaco) ve putas, inmigrante o viejas en el estanco... pero le pasan desapercibidos las gentes de todo tipo que a buen seguro tienen profesiones (médicos, profesores, ingenieros, arquitectos, electricistas, carniceros etc.) bastante más sofisticadas que también compran tabaco a diario. (yo mismo, que soy ingeniero informático o el, que es doctor)

2º punto... le mete un mandoble al psicoanálisis a pesar de que nuestro David es consciente de que hace años que dejó de utilizarse tal definición para ser sustituido por “entrenamiento de adaptación”

3º punto.. El doctor en filosofía también tiene subjetividades...

4º punto... ¿cree usted que David se plantea en serio esa cuestión? El sabe perfectamente que desde el nacimiento del primer ser humano deforme, todo es espectáculo (el que algunos idiotas insisten en que debe continuar)

5º punto... El profesor está harto de lo políticamente correcto y sus consecuencias, de todo lo que se toma en cuenta por los nefastos políticos que sufrimos es aquello que se proyecta en los medios de comunicación. Sin embargo estamos ante un profesor cuya altura intelectual le impide escribir con onomatopeyas.

6º punto... Deducción de los anteriores.
7º punto; ídem

9º punto... Algo que ya le transmití en su momento: una religión sin reglas, lideres, claves o directrices, por lo cual se debería examinar desde un óptica (occidental) muy distinta al cristianismo (pastores y ovejas son inconfundibles, al igual que sus mensajes)

10º punto... La comparación de A.Mas con N.Mandela es una licencia inadmisible para quienes hagan un paralelo de sus vidas... el uno fue pobre, encarcelado y torturado, el otro es un sinvergüenza que no solo ha robado a su propio pueblo durante décadas o vivido como un autentico marqués, además lo ha llevado mediante métodos fascistas al histrionismo con el único afán de salvar su trasero de rico burgués... conduciendo a sus gentes a un callejon sin salida. Eso no inspira compasión, inspira asco.

MA


David P.Montesinos said...

Sólo una cuestión en relación al episodio del estanco. Ya sé que no sólo los infortunados compran tabaco. Pero hay un imaginario social que asocia su consumo a la exclusión social. Como quiera que eso influye sobre cualquiera -y yo no soy una excepción, el momento en que uno se topa con un estanco repleto de lo que a mí me parecen marginados es el que parece dar la razón a la creencia extendida.